TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / Koke_Vejete_2001_2016 / Pueblo de la Tirana ( Inconcluso. Escrito 2007)

[C:560543]

El niño sentado a mi lado duerme plácidamente apoyando la cabeza en las piernas de su progenitora; ambos cayeron rendidos apenas el automóvil devoró los primeros kilómetros.
Internándonos en el reseca soledad nos alejamos con rapidez de la urbe de concreto, asentamiento humano ubicado en la paradisiaca costas de Chile; costa besada por el océano pacifico. Escasos postes de alumbrado público son los únicos testigos de nuestro alejamiento cuando nos internamos en el desierto mas árido del mundo.
La hermosura del paisaje es extremadamente indescriptible; el interminable y desolado mar de arenas cambia intensamente de colores a medida que mis ojos cambian de posición; rojo intenso, amarillo pálido, ocre furioso, negro azabache, blanco esmeralda. Pareciera que cada poroso grano se moviera en un eterno vaivén, danzando graciosamente bajo la batuta del astro rey. Candentes rayos solares aprovechan la siempre inexistente presencia de nubes, y calcinan despiadadamente todo el norte chileno.
El primer esqueleto de una antigua salitrera nos saluda desde la lejanía, monumento de la humanidad esculpido sobre fantasmas que vuelven de un pasado glorioso. Un corto y polvoriento camino serpentean copiosamente hasta el pequeño pueblo abandonado en medio de la nada. Las inmensas calderas y utensilios que aun sobreviven al paso del tiempo han sido mancillados un centenar de veces por despiadados turistas de la mas variada nacionalidades. Ahora que se ha hecho patrimonio de la humanidad esperamos que se mantengan inalterables por un par de décadas mas.
A pesar de la belleza del árido desierto el viaje es largo y monótono, ya ha pasado cerca de una hora y el calor pareciera que en cualquier momento derretirá los cinco casuales compañeros encerrados dentro del moderno medio de transporte, Mis piernas comienzan a protestar entumeciéndose airadamente. Dándole un rápido masaje a mis muslos trato de revivir mis acalambradas extremidades; como un galeno sigiloso trato de no despertar al infante y a su madre.
_ A pesar de que me encanta conocer, odio estos viajes de mierda_ Pienso en voz alta; intercambiando una rápida sonrisa con el chofer que me miraba interrogante por el espejo retrovisor.
Me pongo los audífonos del mp3 para hacer de los últimos kilometros mas llevaderos; Blackie Lawless escupe fragmentos de su opera rock "The Crimson Idol" en mis oídos.

"Hay una flama, una flama en mi corazón,
allí no llueve. ¿puedes apagarla?
Consumiendo mi corazón.
¿puedes apagarla?
Allí no llueve. Abrazame,
tan sólo abrazame.

Quitame el dolor, está dentro
de mi alma, y tengo miedo,
estoy tan solo.
Quitame el dolor, está dentro
de mi alma, tengo tanto
miedo de estar tan solo.
Abrazame, abrazame.

Abraza mi corazón, mi corazón.
Abraza mi corazón, mi corazón.
Y no permitas que me pierda por
todo lo que soy.
Aprieta mis manos y abrazame.
Hazlo durante la noche, y estaré
bien. Abrazame, abrazate
a mi corazón.

Los últimos acordes de la banda californeana suenan cuando la melancolía cubre mi espíritu, despedazando lo poco que queda de lo que soy, no recuerdo nunca antes haber estado tan triste. Veo por la minuscula ventanilla los primeros caminantes que se dirigen como yo al pueblecito de "La tirana"



Este es el comienzo del relato de mi viaje al pueblecito de "la Tirana" Donde se realiza la fiesta religiosa de la Virgen Del Carmen de La Tirana. Nunca lo terminé, quizás algún día me anime.

Texto agregado el 26-09-2015, y leído por 99 visitantes. (5 votos)


Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]