TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / adrianuro / la casa embrujada

[C:490078]

En una casa, no muy común, alejada de un pueblo llamado: La villa de la felicidad, siempre se le ha prohibido a la multitud subir a la casa que estaba en la colina más alta (afuera del pueblo). Ni la persona que era la dueña del pueblo no podía subir, por que la persona que subía a la casa nunca volvía, a si que se decidió dejar de subir al la casa, nadie sabía lo que pasaba, pero las únicas personas que sabían eran las que se quedaban arriba, las personas pensaban que era porque si regresaban contarían lo que pasaba allá arriba, entonces lo que estaba allá arriba hacia que mueran encerrados en algún lugar de la casa. Era tanto el miedo de subir a la colina que nadie podía hablar de la casa ni siquiera de la colina, ya que era prohibido hablar de ellas.
Una vez, un chico de 15 años, tenía un grupo en el colegio, eran 10 los integrantes que estaban en el conjunto llamado: Los rebeldes. Se hacían bromas a cada momento y a la vez retos arriesgados. No tenían nada en común las bromas de mal gusto, porque hasta al que le bromeaban, terminaba riéndose.
En el colegio, los 10 estudiantes estaban en clases sus nombres eran: Juan, Felipe, Pablo, Sebastián, Andrés, Esteban, Armando, Fernández, Daniel y Javier, estaban aburridos, no tenían ninguna broma que hacer y la clase no era de mucha importancia para ellos, así que en cuanto se despistara el maestro se iban a fugar de la clase, en ese mismo instante fueron pasando la voz a cada uno de los integrantes y se fugaron.
Estaban caminando en las calles, hasta que Armando se le paso por la cabeza la idea más loca de todas, vamos a la casa embrujada, dijo a todos en voz baja, ¿qué? estás loco, dijeron todos al mismo tiempo, asustados y por otra parte si tenían ganas de ir a la casa para ver ¿qué pasaba? entonces se fueron.
Subiendo la colina se acordaban de los amigos y hermanos que habían subido a la casa en forma igual de travesura entonces cada uno se fue alejando del grupo y bajando la colina solo había quedado Armando, Esteban y Javier.
En el instante que los 3 integrantes que no tenían hermanos ni amigos llegaron a la cima de la colina, se dieron cuenta de que estaban solo los tres, pero no les importo, siguieron avanzando hasta llegar a la casa, aquella a la que tenía miedo todo el pueblo.
Una vez que llegaron a la casa, vieron que aquella era hermosa, y dijeron: ¿Por qué le tienen miedo a una casa que ni siquiera tiene grietas en la pared?
Pero ya se notaba algo raro en la casa había demasiada tranquilidad y nada de bulla.
Los tres fueron acercándose a la casa despacio y sin seguridad, pero mientras más se acercaban a la casa, aquella se hacía más vieja y dañada, pero había un sonido que les atraía más y más hasta llegar a la casa.
Cuando llegaron hasta aquel lugar los tres se dieron cuenta de que la casa no era como se veía desde lejos era solo una ilusión óptica, entonces la pregunta que se hicieron, se respondieron ellos mismos.
Ya no es la misma casa de antes ¿no creen? Dijo Javier, entonces Armando dijo: oigan creo que no fue muy buena idea venir no les parece algo extraño, la música, la forma de la casa al principio y sin ningún grito ni nada feo no les parece ya demasiado extraño, oye en primer lugar tu tuviste la idea y segundo ya estamos aquí, dijo Esteban, entonces Javier dijo: Armando tiene razón todo esto ya es demasiado extraño.
Mientras hablaban y avanzaban, se empezaban a oír gritos de ayuda, ayúdenme, ¿oyeron eso amigos? Dijo Armando, si, oímos Armando creo que deberíamos regresar, dijo Javier, no, tenemos que ver quien pide ayuda.
Entonces entraron en la casa, se empezaba a escuchar más claro los gritos de auxilio entonces subieron al segundo piso, vieron a una persona atrapada en una silla de madera y a su alrededor, esqueletos humanos que estaban colgados de una soga que se unía al tumbado que ya estaba gastado y lleno de telarañas.
Una vez que se acercaron notaron que la persona que pedía ayuda era solo un esqueleto atrapado en esa silla y cuando todos se regresaron a ver se estaban convirtiendo en esqueletos, entonces salieron corriendo y se dieron cuenta de que también era una ilusión, entonces se dieron cuenta de que esa ilusión a las personas las volvía locas y les obligaba a quedarse adentro de la casa pero lo que no entendían era de donde salía la voz y fueron colina abajo y los 7 integrantes que se habían ido al inicio de la colina estaban un poco más abajo, entonces todos se reunieron y se oyó un grito, se dieron cuenta de que estaban en la casa y en ese momento despertaron y se dieron cuenta de que ellos en realidad estaban muriendo atrapados en aquella casa.

Texto agregado el 01-12-2011, y leído por 107 visitantes. (0 votos)


Lectores Opinan
12-12-2011 Muy interesante, este me tuvo más en suspenso, que el otro. Aunque el final es un poco confuso, sobre los que estaban atrapados muriendo en la casa, eran los siete, los tres o los diez?. siemprearena
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]