TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / p8nico / 1.492

[C:272797]

"Mil cuatrocientos noventa y dos"

Pensantes, intelectuales,
el mundo es un cubo,
los dragones en el mar,
el horizonte el fin,
protegiendo la verdad.

Ambición de la humanidad,
un pirata se embarca
para realizar un sueño,
ese es su destino
y recluta a toda la escoria
del mundo conocido.

Loco, enfermo,
de tales cosas le acusaron
pero sin importarle
un nuevo camino salio a buscar,
y con inocencia
marco un ultimatum a las tierras,
a la realidad.

Un viaje agobiante,
rebelión de la tripulación,
meses extraviados
y comenzaba la desesperación,
ya nadie lo creía,
no había esperanza,
y ¡tierra a la vista! se grito.

Así comenzó el exterminio
y el descubrimiento de un nuevo mundo;
se le dicto: "mundo incivilizado",
"barbarie";
ellos lo creían,
ellos llegaron a la fantasiosa India perdida.

Nativos asombrados,
pieles rojas a sus dioses habían encontrado,
el día llego,
recibieron los presagios con bondad,
y con ignorancia
la civilización se aprovecho,
se aprovecho
y se llevo las cosas de valor.

Un nuevo camino en la historia,
el nuevo tiempo se embarco en la memoria;
Europa viajante,
Europa colonizaba errante,
la civilización evoluciono... en barbarie,
los nativos abrieron los ojos
y pudieron ver los ríos de sangre.

La madre naturaleza observo,
las selvas se tiñeron de hedor,
el verde en rojo,
y el rojo en la masacre entera
de una lejana civilización,
la más grande
q el mundo jamás vio.

Pasado, presente,
nada es diferente,
en nombre de Dios,
en nombre de la cultura y la religión,
en nombre de un mundo civilizado
destruyeron como animales un imperio,
destruyeron vidas;
exterminaron los conocimientos
y la cultura (impusieron la desolación).

La paz fue la guerra,
y las mentiras tejieron la telaraña,
aborígenes atrapados,
lucharon por la supervivencia,
por la subsistencia
frente a los invasores de la madre tierra.

Raza blanca superior,
sangre asesina, sangre azul,
excusas benditas,
una cruzada en el nuevo horizonte
se desato,
riquezas por baratijas,
y nativos por avaricia.

Negociaciones, pactos, dominaciones,
esclavos, asesinatos, invasiones,
en nombre de dios; luchar por la liberación,
sangre, cadáveres, batallas,
humanidad en vano, diferencias, putrefacción;
colonizadores, selvas, ciudades,
y heridas de la rebelión.

Cazadores de animales,
cazadores cazados
en nombre los conquistadores,
asesinos, exterminadores,
un destino supuesto
acabo en la contaminación del aire,
acabo en la muerte
de una fingida raza inferior, algo tarde.

Ruidos en las sombras,
blasfemias traídas desde
donde sale el sol,
supuesta cultura superior,
supuestos seres de la civilización,
supuestos y excusas
para el exterminio de una tierra espiritual,
q en un nuevo mundo se bautizo.

Muertes en el tiempo,
en las fechas y la memoria,
un recuerdo de nuestras tierras
que se convierte en leyenda y en historia,
un recuerdo de la sangre derramada
por la curiosidad del hombre blanco,
por la superioridad de sociedades
q impusieron el pensamiento,
q impusieron la pólvora y el oro
por el llanto.

Y todavía resistimos
sabiendo la verdad,
sabiendo de quien venimos,
sabiendo de una raza de asesinos
q exterminaron el pasado con su ignorancia
el saber de nuestro origen.

El saber con el mayor pésame
sentido y escrito,
el saber,
el simple saber
y la nativa esperanza del recuerdo
de un mil cuatrocientos noventa y dos,
que inicio la desaparición de un pueblo.

Texto agregado el 26-02-2007, y leído por 133 visitantes. (1 voto)


Lectores Opinan
26-02-2007 Fantastico, me parecio estar viendo todo lo que decis, de nuevo Fantastico. alegreincer
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]