La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / jcn / Trascender

 Imprimir  Recomendar
  [C:565241]

En la experiencia de la vida encuentra el SER humano el sendero al cielo.
El humano se ha perdido en las incógnitas que no respondió el silencio en sus vidas, su comportamiento se fue diluyendo en su propia evasiva sin estimar su propio cálido respirar rodeado de la sabía sabiduría de la naturaleza, de su propia naturaleza. El vacío espiritual proyecta su vista el exterior, dominado por el demonio de la divinidad su corazón convaleciente cayó por el risco de su propia oscuridad forjada.
El humano artificial se encierra en su propia burbuja de tormentas de recuerdos y futuros sin salida, de aquéllas enseñanzas que enfocan tu mirar afuera y a eludir el SER que llevamos por dentro, afuera se ve la seductora vanidad, el decadente y egoico superficial, su propia idolatría de ilusiones vanas que se desmoronan ya que no tienen sustento, de repente un día el humano decidió romper esa burbuja y vivir la esencia del instante para reencontrarse con el ineludible sendero verdadero del interior, el latido natural y celestial de su corazón. Él se lo negaba y no se permitía encontrarse en el bosque escuálido de los perdidos placeres, el SER luz y esperanza para pedir una señal con humildad para existir en el cosmos y que el brillo de sus ojos irradie la luz de su alma.
El humano entre la falsa formación y monotonía de la vida quiso realizar con convicción para incentivar sus pasos que ayer eran demasiado lentos, para reconocerse en el otoño del sol el despertar, que el humano es parte del creador, que su existencia se elevará y se expandirá.
Entre los ocultos senderos no importo lo sospechoso de la eventualidad porque en sí escucho la certeza de que el faro de la consciencia resplandece entre la densa niebla, en cada átomo de su cuerpo físico donde vibra la esencia divina del creador. Su valiente SER trascendió ente el estupor del humano artificial, de ojos sombríos, abrigados por el frío en su piel.
El corazón es su brújula para encontrar la maestría mientras la equivocación le mostró la manera de aprender. El SER es energizado y como una divinidad en potencia enfocará la perspectiva a lo sencillo que es existir en el universo.
Antes no se permitía existir desdé la limitación y el yo no puedo. Trascender al SER infinito es maravilloso; creador innato de realidades, tu verdadera esencia SER humano, dios y diosa en luz y AMOR.
Entre el paraíso aquéllas almas no se dan cuenta de lo grandiosas que son. El pensamiento llego volando del cielo para crear el propio destino y los sentimientos que llevan al sin fin del sendero de experiencias, proyectas en el exterior solo lo que ves dentro de ti. Nada ni nadie moverá los pies por quien tiene la responsabilidad de hacerlo, hay que salir del lugar equivocado y encontrar el viento transformador que impulsará el vuelo del espíritu y fluir en alegría del AMOR, la frecuencia alta es vano recibirla para descubrir la tinta de la poesía del SER.
Pobres inconscientes que van en contra de sí mismos ya que van en contra de su propia naturaleza y cualidades.
La fuente divina está dentro del SER humano para trascender como el manto estrellado que eres tú, que está dentro de ti. El tesoro fue encontrado entre los colores para vivificar el vuelo positivo y controlar la mente del ego que sufren cuando lo material se esfuma.
Después del SER humano convertirse en su propio sueño paso a paso llegará atraído por la vibración del latido del universo. El SER abre sus alas y vuela, vuela pulsante libre, lejos de los negativos pensamientos y de los cobardes materialistas.

j.c.n-3-2-2016

Texto agregado el 04-02-2016, y leído por 60 visitantes. (0 votos)


Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]