La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / jcn / El súper papá

 Imprimir  Recomendar
  [C:532750]

Cuando se descubrió el amor entre dos seres que en vida así se basaban; un hijo fue el fruto para juliana y Marlon que sano y fuerte crece.
El niño se llama juantrico y tienen cuatro años, es su segundo hijo ya que Tania es la primera y tienen seis años, sus padres se sienten muy orgullosos, de sus parejas, trabajadores se sienten realmente recompensados cuando juegan con su hijo que les llena de total felicidad. Juntos todos los problemas han podido superar aunque los problemas de la nada van aparecer; siempre unidos aquella circunstancia van a desaparecer, reirán y abrazados tendrán todo un mundo a sus pies.
Sus vidas trascurren normalmente hasta que Marlon tiene y un accidente en su lugar de trabajo; fue grave perdió su dedo pulgar, su esposa no demoro en acudir para fortalecer el ánimo que decaído se puede notar en su triste mirar. Marlon esta incapacitado para trabajar, será indemnizado por una suma de dinero irrespetuosa para ese obrero que lleva años produciendo mientras sus huesos se fueron destruyendo.
Marlon dejo de creerle a su querida empresa que con su abogado intento robarle declarando incompetencia laboral y lo que sucedió fue lo siguiente: su compañero y mejor amigo yan el cual le dejo de funcionar su máquina, mientras le cuadraba el sistema operativo yan sin querer dio inicio a la máquina y a Marlon no le dio tiempo de sacar la mano de la máquina, por lo manos fue un sólo dedo, él creyó que le había cercenado los cinco dedos, este estaba capacitado para hacerle arreglos operativos. Desilusionado de su empresa en la cual se sumió y nuca recuperara el tiempo de vida que muy poco siempre le favoreció, eso él cree, siempre están conspirando contra los intereses del humilde trabajador.
Fue un sueño idiota al creer Marlon lo mejor de ese lugar que en un laxo de dormir cuando de pronto fue despertado por su hijo para jugar. Su alegría radiante es incontenible al ver a su papá un lunes en la mañana, su madre juliana está trabajando pero dejo hecho un delicioso desayuno que disfrutar con su hijo juantrico y Tania quien a veces se nota celosa, semejante dilema le toca resolver en la mesa para después del desayuno. Tania quiere jugar a las muñecas y a tomar el café en el jardín, juantrico quiere jugar a los carritos y luego al fútbol, los niños alegan entre ellos y discutiendo en voz alta son silenciados hasta que Marlon los calma. El silencio se sintió por un largo minuto, ni a las muñecas ni a los carritos, van a jugar a los mágicos súper héroes.

— ¡Haa…! No papi que pereza jugar a eso.
Se expreso la niña con su vos muy mimada mientras juantrico la observa haciendo fuerza para que su hermana no salga elegida y le toque jugar con una molesta muñeca.

— ¡Dices juliana que pereza! Pero ni siquiera sabes cuantos poderes mágicos juntos los tres podemos descubrir.
Se manifiesta con una vos grave que intereso mucho más a sus hijos que accedieron al juego de los súper héroes mágicos.

¿De qué tratará? ¿Cómo será? ¿Mi papá que nos inventará? Se preguntan los niños en sus adsorben tes mentes. Muy atentos esperan los niños ansiosa mente, Marlon durante unos instantes piensan hasta que dice: Es el corazón el lugar de la justicia, los niños miran a su alrededor y no ven ningún corazón. Se miran el uno al otro y se gozan a su papá mientras continua hablando.

— ¡Me presentó!: soy súper papá y expreso unos gratos saludos a la niña juliana que con sus trenzas maravillosas y elásticas que evocan su grató poder para la justicia eterna. ¡Atención! las multitudes aclaman al niño juantrico que con sus súper poderes mágicos que le arribaron del inmenso cielo al mal destruirá.

Los dos niños quedan boquiabiertos mirándose entre ellos que no demorar en mirar a su alrededor de nuevo, ya a la vista un gran cerro y en su cima que despojan las nubes un destelló les hace enceguecer. El viento sopla tan suave pero cuando aumenta en medio del sol se siente el frío, cuando de pronto ven a súper papá volar alrededor del cerro, los niños sonríen manifestando gritos de euforia con el vacío en sus estómagos invitando a sus hijos a volar hasta que el teléfono timbró y la fantástica ilusión desapareció y súper papá terminó en el suelo con las tajadas de pan en su pecho con los cuales la ilusión recreó, su onomatopeya es deslumbrante hasta para él, no sabía que tenía ese talento.
Juantrico y Tania terminaron a carcajadas y luego se arrojaron encima de su súper papá, caen encima de su estomago el cual queda sin aire, el teléfono por segunda vez terminó de timbrar y por tercera vez volvió a timbrar hasta que por fin sus hijos le dejaron contestar; es su señora esposa juliana que ya se estaba enojando porque ni el celular ni el teléfono fijo querían contestar, su respuesta fue contundente: Estábamos jugando a los súper héroes y volábamos desde el corazón de la justicia.

— ¡Si cómo no! Pero si la pasan bien todo está perfecto, le recuerda su ida al médico.
Dice incrédula juliana aguantando su risa por que su marido definitivamente esta loco, es lo que más le enamora.

El súper papá debe ir al médico a revisión y es mejor no faltar para terminar de rehabilitar su mano que siente entumecida, claro cuando juliana arribe después de su turno de trabajo.
Después de estar juliana en la morada los niños tienen a reventar el celular de su papá que ansiosos de continuar con el apoteósico juego, pero tendrá que ser más tarde, la fila en la E.P.S es para volverse locos de ira.
Cuando Marlon llego los niños ya estaban dormidos. Juliana quiere ver el súper papá ya en la cama que está un poco fría sin él. Manifiesta juliana relajada.
El cantar de los pájaros el nacer el alba despertó a Marlon que de nuevo se le ilumino una nueva súper idea, no dudo en ir al cuarto de sus hijos que profundos en su sueño son sorprendidos por un gran grito que su papá al abrir la puerta lleno de valentía a los dos despertó.
El juego va a comenzar no sin antes la muñeca preferida de Tania está entre sus delicadas manos agarrar. ¡Qué más da! Tania sin su muñeca preferida no quiere volar, pero con su muñeca si entre las nubes volando desea estar. ¡Increíble! La muñeca tomo vida propia y volando alrededor la súper familia volvió a parecer en la cima del cerro, la nubes deambulan mimetizando la fortaleza del corazón de la justicia, súper papá camina allí tomándose sus manos por detrás mirando para el suelo, no deja de pensar mientras las nubes cambiantes de colores fortalecen mucho más su grata ilusión.
Impresionados los niños ríen sin desentonar en la ilusión que infinita más se vuelve, tan palpada que hace sus corazones palpitar a millón. Juantrico siente su capa azul cielo ondearse sin parar, trata de verla mientras intenta tocarla con la yema de sus dedos, cuando de pronto una ráfaga de viento les sopla en su rostro despeinando su cabello, los niños sólo ven una estela que deja su súper papá al volar entre las nubes coloridas que despliegan rayos de siete colores hasta que juantrico dice: ¡Hermanita hay que luchar por el corazón de la justicia! Y, y, y contra que malhechor papá.
Se rascaba la cabeza el niño con su mano derecha mientras con su mano izquierda se saca un moco y lo pega en su capa muy disimulado.
Tania presta atención mientras danza como una bailarina, una súper bailarina que girando en la punta de los dedos de sus pies y con sus manos forma un trianguló encima de su cabeza, entrelaza sus dedos y levanta su súper falda de bailarina que con su pequeña capa rosa que ella misma fabrico con la funda de almohada, pintó con un crayola la primera letra de su nombre.
El súper papá sonríe tan feliz que un arcoíris desde su sonrisa hace surgir hasta que un gigante nubarrón abarco la mitad del cielo sumiendo todo en un descolorido existir mientras los bosques pierden su magia con su extinto color.
Mocofrior legendario malhechor de mundos perdidos. Ese gigante nubarrón comienza a tomar la silueta de un hombre que sale volando del núcleo dejando relámpagos al azar que después de los truenos invocados desde sus manos que parecen encenderse en llamas que se vuelven azuladas y se extinguen al rato, levitando entre los pocos cielos se encamina el malhechor para a atacara la súper familia que por poco es sorprendida. Súper papá contraataca volando a la velocidad de la luz, evoca a sus nubes blancas con sus manos, desde allí arroja esferas de agua al malhechor que se cubre con su escudo invisible de azúcar la cual se nota cuando las esferas de agua revientan, allí la electricidad se le ve trazar de extremó a extremó muy luminosa, de repente súper papá es sorprendido por las nubes blancas que le rodean volviéndose de color gris que toma la forma de dos grandes manos que le atrapan apresándolo, esta consume su energía de poder haciéndole debilitar cada momento, sus súper hijos se preocupan demasiado por su amado padre así que los dos juntan sus palmas de sus manos creando una aurora de color verde que irradia el cielo, crea un espiral de colores contra el malvado malhechor que también proclama su poder en un chorro de nubes grises energizadas la cual se desvanecen contra la espiral produciendo un resplandor enceguecedor.
La batalla de poderes es tan magistral que el resplandor claramente se pudo observar desde el último extremo de la estrella del universo pero el poder del espiral colorido comienza a perder fuerza y el chorro de nubes gana poder y comienza a vencer su energía, los niños se asustan sintiéndose débiles. Increíble, inaudito ¿será una diosa? No es súper mamá que muy enfadada al ver sus hijos muy sudados a causa del esfuerzo y a su querido esposo aprisionado, tirano entre esas manos desmayado, ella con su chorro de poder de su sublime corazón en medio del espiral colorido el poder del malhechor ha vencido acabando así con el núcleo del gigantesco nubarrón que de inmediato se desvaneció y dio paso a un nuevo y hermoso cielo, de repente todos juntos en la habitación aparecieron rebotando en el colchón de la cama de matrimonió, el desorden es monumental mientras súper mamá al ver y sentir lo que su esposo e hijos en medio de su súper juegos mágicos que le hacen sentir lo sublime de su existir, le relajan y le hacen ante la felicidad sucumbir.

j.c.n-11-7-2013

Texto agregado el 21-11-2013, y leído por 127 visitantes. (0 votos)


Lectores Opinan
2013-11-21 17:53:13 Extraña fantasía. Un abrazo. NINI
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]